Estilo nórdico en Gotemburgo

Después de este fin de semana largo, y tras una acogida tan buena por la que no puedo dejar pasar el día de hoy sin daros las GRACIAS, os traigo este duplex situado en el barrio de Fiskebäk (junto al puerto de Gotemburgo). Se divide en una primera planta de algo más de 100 m² divididos en 4 habitaciones y la segunda de unos 90 m² en 3. Ahora que está tan de moda el estilo nórdico, no podíamos dejarlo fuera de este blog 😉

 Todo el piso se encuentra decorado con un predominante color blanco así como la madera clara de parqué. La nota de color la aportan los sutiles toques de negro y marrón. Esta combinación, tan característica del estilo nórdico, consigue unos ambientes cálidos y acogedores.

02

01

En la primera planta encontramos este amplio salón comedor (al que se accede directamente desde el recibidor) En él, los muebles negros de estructura ligera y unos textiles blancos adornados por un bonito cojín con estampado de cebra y una alfombra a juego con unas cortinas en un tono algo ambiguo entre gris y marrón topo.

03

04

Una cocina llena de luz con muebles blancos y encimera negra para continuar con la línea decorativa.

08

 Entre la cocina y uno de los dormitorios, encontramos una zona de paso reconvertida en área de estudio con una mesa y taburete en negro, así como algunos adornos que aportan algo de color y calidez al ambiente.

13

 Este dormitorio consigue, con unos textiles bien seleccionados en blanco y gris perla, así como los cojines que vemos encima de la cama, un ambiente tremendamente acogedor a pesar de contar únicamente con una cama sencilla y una pequeña mesita de noche.

11

 El dormitorio principal de esta planta, continúa con los tonos blancos y grises. Una pequeña mesilla de noche de madera con la línea de un taburete, una gran alfombra negra y unas bonitas plantas, dan a esta habitación un toque de color.

09 10

 Al llegar a la segunda planta encontramos una amplia zona abierta en la que comparten espacio la zona el comedor y la zona de estar con acceso directo desde la cocina. En esta área reina el color blanco, y una combinación de crudo y gris para los textiles. Los toques de color los aportan aquí algunos elementos decorativos (en negro) y una interesante combinación en las cortinas, poniendo cada una de un color, rompiendo la monotonía.

18

Destacan en este salón dos bonitas butacas con un estilo afrancesado, en el que siempre me cuesta distinguir si son Luis XV o Luis XVI jeje. Una blanca y una en gris oscuro, que junto con los candelabros aportan un ligero aire clásico.

23 22 18 17 16 (planta2)

Estas zonas, se conectan con una cocina cuya estética es prácticamente igual a la que encontramos en el primer piso.

24

Y…como no? Dejo el plato fuerte (para mí) para el final. El dormitorio de esta planta que me tiene más que enamorada!!! Con una decoración sobria, tan solo un par de pequeñas mesillas, una ligera consola y un gran espejo con el marco negro, con todos los textiles blancos excepto un cojín marrón perfectamente combinado con otro con rayitas en el mismo tono, unas alfombras de pelo largo y una preciosa y original guirnalda de luces marrones y ocres encima del cabecero…hacen de esta habitación un autentico paraíso para relajarse en él (sí, lo se… se nota demasiado lo mucho que me gusta, pero no lo puedo evitar jejeje) 🙂

27

29

Vía

Que os ha parecido? Espero que os haya gustado y os motive, al ver que con pocas cosas y además sencillas, podemos tener ambientes apetecibles! 😉

Nos vemos en un par de días y mientras ya sabéis, si os ha gustado…a compartir! Gracias!!!!

Leave a Reply